4 adaptógenos que quizá tengas en tu alacena

Un agricultor sostiene un pedazo de cúrcuma recién cosechado, mostrando su brillante interior amarillo anaranjado.

Todos sabemos cuando estamos en medio de una de esas semanas: La montaña del trabajo frente a ti parece ser cada vez más alta, no más pequeña. Notas una nueva arruga en tu frente. Y una luz de advertencia molesta ha elegido de repente esta semana para empezar a parpadear en el tablero de control de tu coche

Durante estos tiempos de incertidumbre, todos tenemos nuestros mecanismos de cómo manejar la situación. Algunas personas hacen un poco de yoga, tratan de dormir un poco más o disfrutar de una copa de vino para relajarse.

Cada vez más, sin embargo, muchas personas buscan sus adaptógenos favoritos, una tendencia que ha experimentado un aumento y se espera que siga ganando popularidad.

¿Qué son los adaptógenos?

Los adaptógenos son un grupo de ciertas hierbas, raíces y plantas como la cúrcuma y el ginseng, que han sido usados por sí mismos o en varias combinaciones en las prácticas de curación ayurvédica y en la medicina tradicional china durante siglos

Avanzan rápidamente unos cientos de años, y vuelven a ser el centro de atención. Los adaptógenos se han visto como una manera de ayudar al cuerpo a resistir el estrés y la fatiga. Algunas personas incluso creen que tienen propiedades que evitan el envejecimiento.

Obtienen su nombre de la palabra «adaptarse», porque los estudios han demostrado que estos ingredientes pueden ayudar al sistema nervioso del cuerpo a sobrellevar mejor esos momentos inciertos de estrés físico y mental.

Té en una taza clara

¿Cómo se usan los adaptógenos?

A medida que el uso de los adaptógenos fluía de este a oeste, las formas en que las personas los personalizaba ha cambiado. Las plantas individuales se pueden consumir como parte de una comida o hierbas específicas se pueden preparar en tés relajantes.

Algunos adaptógenos o combinaciones de ellos se venden como polvos. Estos pueden ser rociados sobre carnes o verduras, mezclados en tu café o mezclados en bebidas de jugos y batidos.

Holiday Zanetti, una científica principal de investigación clínica de Nutrilite, identificó los adaptógenos como una tendencia de salud a observar en el 2020. Veamos algunos de los adaptógenos más populares, que pueden ya estar en tu cocina.

Dos trozos de raíz de cúrcuma rebanados para mostrar su interior de color naranja brillante.

Cúrcuma

Esta especia naranja brillante es un primo del jengibre, y se utiliza más a menudo como un ingrediente en el Oriente Medio, Asia y la cocina india. Pero últimamente, se ha convertido en el favorito de los entusiastas de la salud.

La cúrcuma contiene un compuesto llamado curcumina, que los estudios muestran, puede ser capaz de ayudar al cuerpo a combatir la inflamación y bajar los niveles de azúcar en la sangre.

Mientras que el té de cúrcuma es cada vez más común, la especia se usa más como un polvo en sopas, guisos o curris. Algunos supermercados asiáticos o tiendas de especialidades también venden hojas de cúrcuma, que pueden ser rociadas sobre verduras o usadas en ensaladas.

Un montón de raíz de ginseng.

Ginseng

Esta pequeña raíz está repleta de sabor, pero también se ve como un alimento que se usa para combatir la fatiga y mejorar la resistencia. Al igual que la cúrcuma, los estudios han demostrado que el ginseng puede reducir los niveles de azúcar en la sangre. Contiene ginsenósidos, un compuesto que se ha demostrado ayuda a regular la inflamación en el cuerpo.

La planta de crecimiento lento se puede usar en forma seca o fresca. Se ha estado agregando cada vez más a las bebidas energéticas o vendida como té. Puede ser un ingrediente costoso, así que asegúrate de investigar antes de comprar algún producto con ginseng para que obtengas un producto de calidad.

Ashwagandha

Ashwagandha, también conocida como ginseng indio o cereza de invierno, es una de las hierbas más populares en la medicina ayurvédica y se cree que ayuda a mejorar la concentración, reducir el estrés y aumentar la energía. Contiene altos niveles de withanólidos, y los estudios han demostrado que ayuda a combatir la inflamación.

Es un pequeño arbusto con flores amarillas. La gente usa extractos o polvos de las raíces y hojas mezcladas con miel y leche tibia para crear un tónico.

Una ramita de albahaca sagrada.

Albahaca sagrada

Un alimento básico de la curación ayurvédica, esta planta fue cultivada originalmente en la India, donde todavía se considera una hierba sagrada. Su popularidad ha impulsado su propagación a otros continentes.

La albahaca sagrada contiene un trío de compuestos químicos que se cree que no solo bajan la inflamación sino que ayudan al cuerpo a autorregularse en momentos de estrés o ansiedad. Se puede comer fresco o seco, y sus hojas picantes se pueden usar para condimentar un salteado o sopas

Aprende más

Ya sea que consumas estas hierbas y raíces antiguas como parte de tu alimentación, en un té o como un suplemento, debes saber que eres parte de una tendencia creciente que en realidad ha existido durante siglos.

¿Busca más información sobre salud, bienestar y las últimas tendencias? Lee más en Conexión Amway.

Deja un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Solo se mostrará su nombre cuando se publique el comentario.