¿Deseas mejorar tu salud? Considera adoptar un gato

Una mujer sostiene una botella de Salud Equilibrada Omega Nutrilite mientras que su gato blanco y negro se frota contra esta. Ella está luchando contra la depresión invernal.

Los gatos son mucho más que un video chistoso esperando a suceder o una alarma no deseada que te despierta cada mañana para avisarte que decidió que es hora de levantarse.

Un felino peludo puede mejorar tu salud y hacerte más feliz entre muchos otros efectos positivos. Conoce los beneficios de adoptar a una bola de pelo ronroneante en tu hogar.

Los gatos pueden alegrarte

Estudios demuestran que los gatos pueden alegrar a las personas. En un estudio, el 87 % de los dueños de gatos indicó que sus gatitos generaron un cambio positivo en su bienestar y un 76 % indicó que podía enfrentar la vida diaria de mejor manera gracias a su gato.

Las personas también se sienten menos deprimidas y solitarias cuando tienen un gato. Una razón para ello puede ser que se ha demostrado que acariciar a un gato activa la liberación de oxitocina de tu cuerpo, lo cual puede hacerte sentir menos estresado.

Los gatos pueden ayudarte a sanar

Los gatos también pueden mejorar tu salud física. Estudios indican que generalmente los dueños de mascotas son más sanos que aquellos que no lo son.

No obstante, se relaciona a los gatos, en particular, con una disminución del riesgo de muerte debido a un ataque cardíaco o accidente cerebrovascular. Investigaciones muestran que quienes son propietarios de gatos por más de 10 años son un 30 % menos propensos a morir por un ataque cardíaco o accidente cerebrovascular en comparación con aquellos que no tienen gatos.

Puedes obtener algunos beneficios adicionales si haces que tu gato ronronee. Se ha demostrado que el poderoso ronroneo puede curar huesos, tendones, músculos, inflamaciones e infecciones, ya que genera vibraciones a una frecuencia de 20 a 140 Hz, las cuales son médicamente terapéuticas para los humanos.

Acariciar e interactuar con un gato que ronronea también ayuda a reducir la presión arterial y los niveles de estrés.

Un gato camina con un niño y su madre en un campo de arándanos.

Los gatos son buenos para tus hijos

Un niño que abraza a un gato puede llenar de ternura tu corazón. Los niños también aprenden sobre responsabilidad cuando los alimentan, limpian su caja de arena y los cepillan.

Otras enseñanzas de vida importantes que se aprenden son: seguir hábitos, estar orgulloso de su trabajo y ser paciente.

Varios estudios indican que los felinos fortalecen el sistema inmune de los niños, lo cual significa que presentan menos alergias y son menos propensos a desarrollar asma. En el 2002, los Institutos Nacionales de la Salud presentaron un estudio que descubría que los niños menores de un año expuestos a un gato eran menos propensos a desarrollar todo tipo de alergias.

Los gatos pueden ayudarte a conseguir una cita

Los gatos también tienen el potencial de mejorar tu vida amorosa. En un estudio, el 90 % de las mujeres solteras indicaron que perciben a los hombres con gatos como más amables y cariñosos que aquellos que no tienen; además, un investigador descubrió que los hombres con mascotas tienen mayor probabilidad de ser atractivos para las mujeres.

Sin embargo, las personas deben tener cuidado si ponen una foto de ellos y su gato en su perfil de citas. Un estudio reciente que usó dos fotos del mismo hombre, una con él acompañado de un gato y otra sin él, reveló que las mujeres tenían menos interés cuando veían la foto con el gato.

Los videos de gatos son divertidos

¿Alguna vez has caído en el mundo de los videos de gatos y hecho clic en el siguiente video sugerido inmediatamente después de que terminaste el que veías? Si no levantaste tu mano, te estás perdiendo algunos beneficios terapéuticos.

Una investigación de la Universidad de Indiana indicó que ver videos de gatos puede potenciar tu energía y emociones positivas, y reducir los sentimientos negativos.

Un gato descansa sobre una silla al aire libre junto a una piscina.

Los amantes de los gatos son más inteligente que los amantes de los perros

Si una persona que no es amante de los gatos no acepta que los gatos son mejores que los perros, cuéntales que la Universidad de Carrol hizo un estudio que demostró que los amantes de los gatos son más inteligente que los amantes de los perros. (Nota adicional: Los amantes de los gatos y los amantes de los perros presentaron una mayor puntuación en las pruebas que aquellos que indicaron que no son amantes de ninguno).

Los gatos son menos costosos y mejores para el medioambiente

Ser dueño de un gato no vaciará tu cuenta bancaria con la misma velocidad que ser dueño de un perro u otros animales. Según la Sociedad Americana para la Prevención de la Crueldad hacia los Animales, tener un gato puede ahorrarte entre $300 y $800 al año en comparación con tener un perro. Piénsalo: No tienes que enviar a gatos a adiestramientos o pagarle a alguien para que los saquen a pasear.

Los gatos también son mejores para el medioambiente. Una investigación descubrió que alimentar a un perro durante toda su vida genera una huella ecológica equivalente a la de un vehículo utilitario deportivo (SUV) grande. Por otro lado, la huella de carbono de un gato es del tamaño de un auto con puerta trasera (hatchback).

Por lo tanto, si pensabas en agregar un pequeño y peludo compañero felino a tu hogar, esta debe ser evidencia más que suficiente para convencer a cualquier escéptico que se resista. Visita los refugios locales de tu zona y disfruta de los ronroneos.

Deja un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Solo se mostrará su nombre cuando se publique el comentario.