Omega en la balanza: Inclínala a tu favor para la salud del corazón

Una colección de alimentos saludables ricos en omega 3, incluidos el salmón, el aguacate y las nueces.

Por el Dr. Sam Rehnborg, autor invitado


Debería haber recibido el Premio Nobel por su trabajo. Eso es lo que muchas personas y yo creemos del Dr. John W. Gofman.

Conocí al Dr. Gofman y su equipo a comienzos de los años 60 en la Universidad de California, Berkeley.  Fue un respetado profesor de física médica y yo era un estudiante recién graduado que trabajaba en mi doctorado en biofísica bajo la dirección de uno de sus principales investigadores.

El Dr. Gofman creía que las lipoproteínas que circulaban en la sangre jugaban un papel importante en la acumulación de una placa que obstruye las arterias, una condición que ahora reconocemos como la causa de enfermedades del corazón.

Investigación de vanguardia

Estas moléculas grasas eran difíciles de estudiar, pero tenía una idea novedosa. ¿Por qué no medir su tasa de flotación en una ultracentrifugadora analítica? Era una ciencia complicada y demostró que esa era la mejor manera de medir las lipoproteínas en la sangre.

Armado con esta información, el Dr. Gofman fue capaz de predecir la incidencia de las enfermedades del corazón en personas con altos niveles de lipoproteínas en la sangre. Luego, comenzó a buscar maneras en que los pacientes podrían mejorar sus perfiles lipídicos de la sangre simplemente cambiando su dieta, ejercicio y otros hábitos relacionados con su estilo de vida.

Finalmente, él y su equipo identificaron un conjunto de factores de riesgo relacionados con enfermedades del corazón. Sería el primero en medicina, y aún se usa hoy.

Filetes de salmón en una tabla para picar.

Lo importante es la prevención

Tuve la suerte de estar en medio de un progreso científico tan innovador que estaba ansioso por usarlo para manejar mis propios lípidos en la sangre. Más que nunca, me comprometí a proteger mi corazón haciendo lo más importante: Comer mejor, hacer más ejercicios y consumir suplementos Nutrilite™ para lograr un mejor equilibrio con mi dieta.

Cuando se trata de apoyar la salud de mi corazón, un suplemento diario de omega 3 es parte de mi rutina. El beneficio cardiológico de estos ácidos grasos es muy reconocido. De hecho, muchas autoridades de salud de todo el mundo, incluida la Organización Mundial de la Salud, recomiendan una ingesta óptima de ácidos grasos omega 3 EPA y DHA de cadena larga para apoyar la salud del corazón.

Equilibrar los ácidos grasos para la salud del corazón

Incluir un suplemento de omega 3 en mi rutina diaria también ayuda a equilibrar la proporción entre las grasas de omega 6 y omega 3. Ambos tipos de ácidos grasos son esenciales para la salud humana, pero un exceso de los del omega 6 puede generar problemas.

Los científicos creen que los seres humanos probablemente evolucionaron consumiendo una dieta con una proporción de 1 a 1 de grasas omega 6 y omega 3. Hoy es diferente. Con tantas opciones de comida rápida y sobreprocesada en una dieta occidental típica, la proporción omega 6 a 3 ha cambiado. La dieta occidental típica ahora tiene demasiado omega 6 y casi nada de omega 3.

Podemos agradecer a Artemis Simopoulos, MD, por descubrir la importancia del equilibrio de ácidos grasos de omega 6 y omega 3. La Dra. Simopoulos es pionera en esta área de investigación y una experta líder en los beneficios para la salud de este equilibrio fundamental. También podemos darle las gracias por ayudar a formar la dirección de los productos con omega 3 para la marca Nutrilite™, los que se encuentran entre los más vendidos del mundo.

Las cápsulas de gel Nutrilite Balanced Health Omega se encuentran en una encimera cerca de un vaso de agua y varias frutas y verduras.

Consejos para obtener un mejor equilibrio entre omega 3 y 6

Si te preocupa no consumir suficientes grasas de omega 3 en relación con la cantidad de grasas de omega 6 que ingieres, hay algunas cosas sencillas que puedes hacer para equilibrar tu dieta.

En primer lugar, reduce la comida rápida y sobreprocesada. Cuando cocines en tu hogar, considera reemplazar los aceites de maíz, soja, girasol y demás aceites vegetales altos en grasas omega 6 con aquellos que contienen menos, como el aceite de oliva.

Agrega una porción de salmón y otros pescados grasos como arenque, caballa, trucha o anchoas a tus comidas unas cuantas veces a la semana.

También puedes comer plantas con grasas de omega 3 como semillas de chía, nueces, semillas de lino y aceite de semilla de lino.

Por supuesto, agregar un suplemento de omega 3 a tu dieta saludable para el corazón puede ayudar. Creo que este hábito diario es una de las maneras más fáciles en que puedes mantener el equilibrio de omega a largo plazo y finalmente apoyar la salud de tu corazón.

Para leer el blog completo del Dr. Sam sobre el equilibrio de omega, visita drsamsblog.com. Y si quieres conocer más sobre los productos Nutrilite que se mencionaron aquí, visita Amway.com o Amway.ca.



El Dr. Sam Rehnborg se encuentra en un campo en Nutrilite Trout Lake Farm en el estado estadounidense de Washington.El Dr. Sam Rehnborg es el hijo de Carl Rehnborg, quien fundó la marca Nutrilite™ en 1934. El Dr. Sam ha desempeñado varias funciones en la empresa con el paso de los años y ahora es presidente del Instituto de Salud Nutrilite. Se apasiona por ayudar a las personas a lograr su máximo potencial a través de una vida saludable. Puedes conocerlo más y leer todos sus blogs en drsamsblog.com. O recibirlos en tu bandeja de entrada suscribiéndote a la actualización RSS.

Deja un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Solo se mostrará su nombre cuando se publique el comentario.